Finger Lakes Health
Health Information (Spanish)
Online Services

Health Information (Spanish)

Regresar al inicioRegresar al inicio   Imprima Esta Página Print    Email a un amigo Email

Alta tras radiación en boca y cuello

Nombres Alternativos:

Alta después de radiación en la boca y el cuello



Qué se debe esperar:

Cuando usted recibe radioterapia para el cáncer, el cuerpo sufre algunos cambios.

Dos semanas después del inicio de la radioterapia, se podrían notar cambios en la piel. La mayoría de estos síntomas desaparecen después de que el tratamiento se ha suspendido.

  • La piel y la boca pueden ponerse rojas.
  • La piel podría empezar a pelarse o ponerse oscura.
  • La piel puede presentar comezón.
  • La piel bajo el mentón puede ponerse flácida.

Usted también puede notar cambios en la boca. Puede presentar:

  • Boca seca
  • Dolor en la boca
  • Náuseas
  • Dificultad para tragar
  • Pérdida del sentido del gusto
  • Inapetencia
  • Mandíbula tensa
  • Dificultad para abrir bien la boca
  • Las prótesis dentales posiblemente ya no le ajuste bien y pueden causarle llagas en la boca.

El vello corporal se le caerá de 2 a 3 semanas después de comenzar la radioterapia, pero sólo en el área tratada. Cuando su cabello crezca de nuevo, puede ser diferente al anterior.



Cuidado de la piel :

Cuando usted recibe radioterapia, le dibujan marcas de color en la piel. No se las borre. Éstas muestran a dónde dirigir la radiación. Si desaparecen, no las dibuje de nuevo. En vez de esto, coméntele al médico.

Para cuidar la zona de tratamiento:

  • Lávela suavemente sólo con agua tibia. No estregue la piel.
  • No utilice jabones.
  • Séquela dando palmaditas en lugar de restregarla.
  • No use lociones, ungüentos, maquillaje ni polvos u otros productos perfumados en esta zona. Pregúntele al médico qué se puede usar.
  • Utilice únicamente una máquina de afeitar eléctrica para rasurarse.
  • No se rasque ni se frote la piel.
  • No se ponga almohadillas térmicas o bolsas de hielo en la zona de tratamiento.
  • Use ropa suelta alrededor del cuello.

Coméntele al médico o al personal de enfermería si tiene cualquier ruptura o abertura en la piel.

Mantenga el área tratada fuera del contacto directo con el sol.Use ropa que lo proteja del sol, como un sombrero de ala ancha y una camisa de mangas largas. Utilice protector solar. Hable con el médico o el personal de enfermería acerca del uso de bloqueador solar.



Cuidado de la boca :
  • Cepíllese los dientes y las encías 2 a 3 veces al día durante 2 a 3 minutos cada vez.
  • Use un cepillo con cerdas suaves.
  • Deje secar el cepillo de dientes al aire entre cepilladas.
  • Si la pasta de dientes le ocasiona sensibilidad en la boca, cepíllese con una solución de 1 cucharadita de sal mezclada con 4 tazas de agua. Vierta una cantidad pequeña en una taza limpia para sumergir su cepillo de dientes cada vez que se cepille.
  • Use hilo dental suavemente una vez al día.

Enjuáguese la boca 5 o 6 veces al día durante 1 o 2 minutos cada vez. Use una de las siguientes soluciones al enjuagarse:

  • 1 cucharadita de sal en 4 tazas de agua.
  • 1 cucharadita de bicarbonato de soda en 8 onzas de agua.
  • Media cucharadita de sal y 2 de bicarbonato de soda en 4 tazas de agua.

No use enjuagues que contengan alcohol. Se puede usar un enjuague antibacteriano de 2 a 4 veces al día para la enfermedad periodontal.

Para tener un mayor cuidado de la boca:

  • No coma alimentos ni consuma bebidas que contengan mucho azúcar. Pueden provocarle caries dental.
  • No tome bebidas alcohólicas.
  • No coma alimentos condimentados, alimentos ácidos ni alimentos que estén muy calientes o fríos. Éstos causarán molestia en la boca o la garganta.
  • Utilice productos para el cuidado de los labios con el fin de evitar la resequedad y rajaduras.
  • Sorba agua para aliviar la resequedad de la boca.
  • Coma dulces sin azúcar o mastique goma de mascar sin azúcar para ayudar a mantener la boca húmeda.

Si usa prótesis dentales, póngaselas lo menos posible. Deje de usar las prótesis dentales si le causan úlceras en las encías.

Pregúntele a su médico u odontólogo por medicamentos que le alivien el dolor o la resequedad en la boca .



Otros cuidados personales:

Usted necesita comer proteínas y calorías suficientes para mantener su peso. Pregúntele al médico respecto a suplementos de alimentos líquidos que le puedan ayudar.

Consejos para facilitar la alimentación:

  • Escoja alimentos que le gusten.
  • Pruebe con alimentos con jugo de la carne, caldos o salsas. Serán más fáciles de masticar y tragar.
  • Ingiera comidas pequeñas y coma con mayor frecuencia durante el día.
  • Corte los alimentos en trozos pequeños.
  • Pregúntele al médico o al odontólogo si la saliva artificial podría servirle.

Si las píldoras son difíciles de tragar, ensaye triturándolas y mezclándolas con algún helado u otro alimento blando. Pregúntele al médico o al farmacéutico antes de triturar los medicamentos, ya que algunos no hacen efecto de esta manera.

Usted se puede sentir cansado después de algunos días. Si se siente cansado:

  • No trate de hacer demasiado en un día. Probablemente no podrá hacer todo lo que está acostumbrado a hacer.
  • Trate de dormir más durante la noche. Descanse durante el día cuando pueda.
  • Tómese algunas semanas libres del trabajo o trabaje menos.


Cuidados de control :

Acuda al odontólogo con frecuencia. Su médico puede verificar sus conteos sanguíneos regularmente, sobre todo si la zona de la radioterapia en su cuerpo es grande.



Referencias:

National Cancer Institute. Radiation therapy and you: support for people with cancer. http://www.cancer.gov/cancertopics/coping/radiation-therapy-and-you. Accessed May 7, 2014.

Perry MC. Approach to the patient with cancer. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman's Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2011:chap 182.




Fecha de revisión: 5/7/2014
Versión en inglés revisada por: Todd Gersten, MD, Hematology/Oncology, Florida Cancer Specialists & Research Institute, Wellington, FL. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.
adam.com