Finger Lakes Health
Health Information (Spanish)
Online Services

Health Information (Spanish)

Regresar al inicioRegresar al inicio   Imprima Esta Página Print    Email a un amigo Email

Alta tras extirpación abierta de la vesícula biliar

Nombres alternativos

Colecistectomía - abierta - alta

Cuando usted estuvo en el hospital

Le practicaron una cirugía para extirparle la vesícula biliar. El cirujano le hizo una incisión (corte) de 5 a 7 pulgadas en el abdomen y luego extirpó la vesícula biliar llegando a ella a través de la incisión, separándola de sus adherencias y sacándola suavemente.

Qué esperar en el hogar

Recuperarse de una colecistectomía abierta tarda de 4 a 8 semanas. Usted puede tener algunos de estos síntomas a medida que se recupere:

  • Dolor en el abdomen. También puede tener dolor en uno o ambos hombros durante varios días después de la cirugía. Esto proviene del gas que aún queda en el abdomen después de la operación.
  • Dolor en la incisión durante 1 a 2 semanas, el cual debe mejorar cada día.
  • Dolor de garganta a causa del tubo respiratorio. Chupar trozos de hielo o hacer gárgaras puede ser calmante.
  • Náuseas y quizá trasbocar (vomitar). El cirujano puede proporcionarle medicamento para las náuseas de ser necesario.
  • Heces sueltas después de comer que puede perdurar de 4 a 8 semanas. Rara vez la diarrea continuará. Su proveedor de atención médica puede hablar sobre las opciones de tratamiento con usted.
  • Hematoma alrededor de la herida que desaparecerá por sí solo.
  • Enrojecimiento de la piel alrededor de la herida, lo cual es normal.
  • Una pequeña cantidad de líquido acuoso o sanguinolento y oscuro proveniente de la incisión, lo cual es normal durante varios días después de la cirugía.

El cirujano puede haber dejado 1 o 2 tubos de drenaje en el abdomen:

  • Uno ayudará a eliminar cualquier líquido o sangre que quede en el abdomen.
  • El segundo tubo drenará la bilis mientras usted se restablece y el cirujano lo retirará en 2 a 4 semanas. Antes de retirarlo, le tomarán una radiografía especial llamada colangiografía.
  • Usted recibirá instrucciones para el cuidado de estos drenajes antes de salir del hospital.

Actividad

Organice para que alguien conduzca del hospital a la casa. NO maneje usted mismo.

Usted debe ser capaz de realizar la mayoría de sus actividades regulares en 4 a 8 semanas. Antes de eso:

  • No levante nada que pese más de 10 a 15 libras hasta que vea a su médico.
  • Evite toda actividad extenuante, lo cual incluye ejercicio fuerte, levantar pesas y otras actividades que lo hagan respirar duro o esforzarse.
  • Hacer caminatas cortas y usar las escaleras está bien.
  • Los quehaceres domésticos livianos están bien.
  • NO se exija demasiado. Incremente la cantidad de ejercicio lentamente.

Manejo del dolor

  • El médico le recetará analgésicos para tomar en la casa.
  • Si usted está tomando pastillas para el dolor 3 o 4 veces al día, trate de tomarlas a las mismas horas cada día durante 3 a 4 días, ya que pueden ser más efectivas de esta manera.
  • Pruebe levantándose y cambiando de sitio si está teniendo algo de dolor en el abdomen. Esto puede aliviarlo.

Presione con una almohada sobre su incisión cuando tenga tos o estornude para aliviar la molestia y proteger la incisión.

Verifique que su casa sea segura a medida que usted se esté recuperando.

Cuidado de la herida

Cambie el apósito sobre su herida quirúrgica una vez por día o antes si se ensucia. El proveedor de atención médica le dirá cuándo no necesita mantener su herida cubierta. Mantenga el área de la herida limpia, lavándola con jabón suave y agua. 

Usted puede retirar los apósitos de la herida y tomar duchas si se utilizaron suturas, grapas o goma para cerrar la piel.

Si se utilizaron cintas quirúrgicas (Steri-strips) para cerrar su incisión:

  • Cubra la incisión con una envoltura de plástico antes de ducharse durante la primera semana.
  • NO trate de lavar las cintas Steri-Strips ni la goma. Deje que se desprendan por sí solas.

No se moje en una bañera o en un jacuzzi (hidromasaje) ni vaya a nadar hasta que el médico le diga que está bien.

Cuidados personales

Consuma una dieta normal, pero tal vez necesite evitar los alimentos grasos o picantes durante algún tiempo.

Si tiene heces duras:

  • Trate de caminar y estar más activo, pero no exagere.
  • Si puede, tome menos de algunos de los analgésicos que el médico le dio, ya que algunos de ellos pueden causar estreñimiento.
  • Ensaye con un ablandador de heces que puede conseguir en cualquier farmacia sin necesidad de receta.
  • Pregúntele al médico o a la enfermera si puede tomar leche de magnesia o citrato de magnesio. NO tome ningún laxante sin preguntar primero a su médico o enfermera.
  • Pregúntele al médico por alimentos que sean ricos en fibra o pruebe con psyllium (Metamucil).

Control

Verá a su proveedor de atención médica para una cita de seguimiento en las semanas siguientes a la extirpación de la vesícula biliar.

Cuándo llamar al médico

Llame al proveedor de atención médica si:

  • Tiene fiebre de más de 101° F (38° C).
  • La herida quirúrgica está sangrando, está roja o caliente al tacto.
  • La herida quirúrgica tiene una secreción espesa o lechosa de color amarillo o verde.
  • Tiene dolor que no se alivia con los analgésicos.
  • Es difícil respirar.
  • Tiene una tos que no desaparece.
  • No puede beber ni comer.
  • La piel o la esclerótica de los ojos se torna de color amarillo.
  • Sus heces son de un color gris.

Referencias

Jackson PG, Evans SRT. Biliary system. In: Townsend CM Jr, Beauchamp RD, Evers BM, Mattox KL, eds. Sabiston Textbook of Surgery. 19th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2012:chap 55.


Actualizado: 8/19/2014
Versión en inglés revisada por: Jennifer K. Lehrer, MD, Department of Gastroenterology, Frankford-Torresdale Hospital, Aria Health System, Philadelphia, PA. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Isla Ogilvie, PhD, and the A.D.A.M. Editorial team.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com