Finger Lakes Health
Health Information (Spanish)
Online Services

Health Information (Spanish)

Regresar al inicioRegresar al inicio   Imprima Esta Página Print    Email a un amigo Email

Voltear a los pacientes en la cama

Descripción :

Cambiar de posición a un paciente en la cama cada dos horas ayuda a mantener la sangre circulando. Esto le ayuda a la piel a mantenerse saludable y prevenir escaras de decúbito.

El hecho de voltear a un paciente es un buen momento para revisarle la piel en busca de enrojecimiento y llagas.



Nombres alternativos:

Voltear a los pacientes en la cama



Alistar a un paciente:
  1. Explíquele al paciente lo que planea hacer para que sepa qué va a suceder. Anime a la persona para que le ayude si es posible.
  2. Párese al lado de la cama hacia donde el paciente va a girar y baje la barandilla de la cama.
  3. Pídale al paciente que mire hacia usted. Esta será la dirección en la cual la persona va a girar.
  4. Mueva al paciente hasta el centro de la cama para que no esté en riesgo de caerse. Asegúrese de que la barandilla esté arriba sobre el lado hacia el cual usted está girando a la persona.
  5. El brazo por debajo del paciente debe estar estirado en dirección hacia usted. Coloque el brazo del paciente que está arriba a lo ancho del pecho.
  6. Cruce el tobillo del paciente que está arriba sobre el tobillo que está abajo.

Si está volteando al paciente boca abajo, asegúrese de que la mano que queda abajo esté primero por encima de la cabeza.



Voltear a un paciente:
  1. Si puede, eleve la cama a un nivel que le reduzca la tensión sobre la espalda. Deje que la cama quede plana.
  2. Acérquese lo más que pueda a la persona.
  3. Coloque una de sus manos sobre los hombros del paciente y la otra mano sobre su cadera.
  4. Parándose con un pie delante del otro, cambie el peso hacia su pie delantero a medida que hala suavemente el hombro del paciente hacia donde está usted. Luego, cambie su peso hacia el pie de atrás a medida que hala suavemente la cadera del paciente hacia usted.

Es posible que necesite repetir los pasos 3 y 4 hasta que el paciente esté en la posición correcta.



Cuando el paciente esté en la posición correcta:
  1. Verifique que los tobillos, las rodillas y los codos del paciente no estén descansando uno encima del otro.
  2. Verifique que la cabeza y el cuello estén en línea con la columna vertebral, no estirados hacia adelante, hacia atrás o hacia el lado.
  3. Devuelva la cama a una posición cómoda con las barandillas laterales arriba. Verifique con el paciente para constatar que esté cómodo. Utilice almohadas en caso de ser necesario.


References:

Avent Y. Spotlight on prevention: Pressure Ulcers. Nursing Made Incredibly Easy. 2010 Sept 8(5);21-29.

Smith-Temple J, Johnson JY, eds. Nurses' Guide to Clinical Procedures. 5th ed. Philadelphia, PA: Lippincott Williams & Wilkins; 2006:chap 9.




Fecha de revisión: 2/4/2014
Versión en inglés revisada por: Linda J. Vorvick, MD, Medical Director and Director of Didactic Curriculum, MEDEX Northwest Division of Physician Assistant Studies, Department of Family Medicine, UW Medicine, School of Medicine, University of Washington. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Bethanne Black, and the A.D.A.M. Editorial team.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.
adam.com