Finger Lakes Health
Health Information (Spanish)
Online Services

Health Information (Spanish)

Información de la salud de búsqueda   

Cáncer de piel escamocelular

Definición

Es un tipo común de cáncer de piel.

Otros tipos comunes de cáncer de piel son: 

Nombres alternativos

Cáncer de células escamosas de la piel; Carcinoma escamocelular de la piel; Cáncer cutáneo escamocelular no melanoma; Cáncer cutáneo no melanoma (CCNM) escamocelular; Cáncer cutáneo escamocelular; Carcinoma escamocelular cutáneo

Causas

El cáncer escamocelular se puede presentar en la piel intacta o puede ocurrir en la piel que ha resultado lesionada o inflamada. La mayoría de los carcinomas escamocelulares ocurre en la piel que está regularmente expuesta a la luz del sol o a otro tipo de radiación ultravioleta.

La enfermedad de Bowen (o carcinoma escamocelular in situ) es la forma más incipiente de cáncer escamocelular. Este tipo no se propaga a tejidos cercanos.

La queratosis actínica es una lesión cutánea precancerosa que puede convertirse en cáncer escamocelular.

Los factores de riesgo que predisponen al cáncer escamocelular abarcan:

  • Tener piel clara, ojos azules o verdes y cabello rubio o rojo.
  • Exposición diaria al sol por tiempo prolongado (como en las personas que trabajan al aire libre).
  • Quemaduras solares múltiples y graves a comienzos de la vida.
  • Edad avanzada.
  • Haberse sometido a muchas radiografías.
  • Exposición a químicos.

Síntomas

El cáncer escamocelular generalmente se presenta en la cara, las orejas, el cuello, las manos o los brazos, o puede ocurrir en otras áreas.

El principal síntoma es una protuberancia creciente que puede tener una superficie áspera y escamosa, y parches planos de color rojizo.

La forma más temprana (carcinoma escamocelular in situ) puede aparecer como un parche escamoso, con costra y grande de color rojizo, que puede ser de más de una pulgada.

Una úlcera o llaga que no sana puede ser un signo de cáncer escamocelular. Cualquier cambio en una verruga, un lunar u otra lesión cutánea existente podría ser indicio de cáncer de piel.

Pruebas y exámenes

El médico revisará la piel y examinará el tamaño, forma, color y textura de cualquier zona sospechosa.

Si el médico piensa que usted podría tener cáncer de piel, se extraerá un pedazo de ésta, lo cual se denomina biopsia de piel. La muestra se envía a un laboratorio para su análisis bajo un microscopio. 

Una biopsia de piel se debe hacer para confirmar la presencia de un cáncer de piel escamocelular u otros cánceres cutáneos.

Tratamiento

El tratamiento depende del tamaño y la localización del cáncer de piel, qué tan lejos se ha diseminado y de su salud general. Algunos cánceres de piel escamocelulares pueden ser más difíciles de tratar.

El tratamiento puede involucrar:

  • Escisión: cortar el cáncer de piel y utilizar puntos de sutura para unir la piel nuevamente.
  • Raspado y electrodesecación: raspado de las células cancerosas y uso de electricidad para destruir las células cancerosas que queden. Se utiliza para tratar cánceres que no son muy grandes o profundos.
  • Criocirugía: congelamiento de las células cancerosas, lo cual las destruye. Se utiliza para cánceres pequeños o superficiales.
  • Medicación: cremas para la piel que contengan imiquimod o 5-fluorouracilo para el carcinoma superficial (no muy profundo) de células basales.
  • Cirugía de Mohs: extraer una capa de piel e inmediatamente examinarla bajo el microscopio; luego, retirar muchas capas de piel hasta que no haya signos de cáncer. Esta cirugía por lo general se usa para cánceres de piel en la nariz, los oídos y otras zonas de la cara.
  • Terapia fotodinámica: tratamiento mediante el uso de luz y se puede emplear para tratar la enfermedad de Bowen (EB).
  • La radiación se puede emplear si el cáncer escamocelular se ha diseminado a órganos o ganglios linfáticos, o si el cáncer no se puede tratar con cirugía.

Expectativas (pronóstico)

El pronóstico para una persona depende de muchos factores, incluso de qué tan rápido se diagnosticó el cáncer. La mayoría de estos cánceres se curan cuando se tratan a tiempo.

Algunos carcinomas escamocelulares pueden reaparecer.

Posibles complicaciones

El carcinoma escamocelular se disemina más rápido que el carcinoma de células basales, pero aún puede crecer lentamente y se puede propagar a otras partes del cuerpo, por ejemplo, órganos internos.

Cuándo contactar a un profesional médico

Solicite una cita médica si tiene una llaga o mancha en la piel que cambie de:

  • Apariencia
  • Color
  • Tamaño
  • Textura

Igualmente, consulte si una mancha se vuelve dolorosa o se hincha, o si empieza a sangrar o a picar.

Prevención

La Sociedad Estadounidense para el Cáncer (American Cancer Society) recomienda que un médico le examine la piel cada año si es mayor de 40 años y cada tres años si está entre 20 y 40 años. Usted también se debe examinar su propia piel una vez al mes. 

Si ha tenido cáncer de piel, debe hacerse chequeos regulares para que un médico pueda examinarle la piel. Usted también debe examinarse la piel una vez al mes. Use un espejo de mano para revisar los lugares difíciles de ver. Llame al médico si nota cualquier detalle inusual.

La mejor forma de prevenir el cáncer de piel es reducir la exposición a la luz solar. Use siempre protector solar:

  • Aplique protectores solares de alta calidad con FPS (factor de protección solar) de por lo menos 30, incluso al estar al aire libre sólo por corto tiempo.
  • Aplique una gran cantidad de protector solar en todas las áreas expuestas, incluso las orejas y los pies.
  • Busque protectores que bloqueen tanto la luz tipo UVA como la tipo UVB.
  • Use un protector solar resistente al agua.
  • Aplique el protector solar al menos media hora antes de salir. Siga las instrucciones en el empaque sobre la frecuencia para volver a aplicarlo. Asegúrese de reaplicarlo después de nadar o sudar.
  • Use protector solar en invierno y también en los días nublados.

Otras medidas para ayudar a evitar la exposición excesiva al sol:

  • La luz ultravioleta es más intensa entre las 10 a.m. y las 4 p.m. al mediodía, de tal manera que trate de evitar el sol durante estas horas. 
  • Proteja la piel usando sombreros, camisas de manga larga, faldas largas o pantalones.
  • Evite superficies que reflejen más la luz, como el agua, la arena, el concreto y las áreas pintadas de blanco.
  • La piel se quema más rápidamente a mayores altitudes.
  • No utilice lámparas de sol ni cámaras bronceadoras (salas de bronceado). Pasar de 15 a 20 minutos en una sala de bronceado es tan peligroso como estar un día al sol. 

Referencias

Bhambri S, Dinehart S, Bhambri A. Squamous cell carcinoma. In: Rigel DS, Robinson JK, Ross M, et al., eds. Cancer of the Skin. 2nd ed. Philadelphia, Pa: Elsevier Saunders; 2011:chap 12.

National Cancer Institute: PDQ Skin Cancer Treatment. Bethesda, MD: National Cancer Institute. Date last modified July 20, 2012. Available at http://cancer.gov/cancertopics/pdq/treatment/skin/HealthProfessional. Accessed August 19, 2013.

National Comprehensive Cancer Network. NCCN Clinical Practice Guidelines in Oncology (NCCN Guidelines): Basal cell and squamous cell skin cancers. Version 2.2013. Available at http://www.nccn.org/professionals/physician_gls/pdf/nmsc.pdf. Accessed August 19, 2013.

U.S. Food and Drug Administration. FDA press release: FDA announces changes to better inform consumers about sunscreen. Available at http://www.fda.gov/NewsEvents/Newsroom/PressAnnouncements/ucm258940.htm. Accessed August 19, 2013.


Actualizado: 8/9/2013
Versión en inglés revisada por: Kevin Berman, MD, PhD, Atlanta Center for Dermatologic Disease, Atlanta, GA. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Bethanne Black, and the A.D.A.M. Editorial team.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com
 
Print    Email